Los Google Pixel 3

Recientemente Google ha presentado los Google Pixel 3 (o al menos de manera oficial en un evento) y al confirmarse todas “las filtraciones” ha quedado más que claro que a Google hay que darle de comer aparte en lo que a hardware se refiere.


En el evento se presentaron otro productos, como el Google Slate, un rival directo para el iPad. Sin embargo, la joya fueron los Pixel 3. Como ya se sabía todo acerca de los terminales a nadie le pilló por sorpresa el único sensor trasero que poseía, ni siquiera su inmenso notch.

Los nuevos smartphones de Google tienen precio de gama alta, pero con especificaciones que fácilmente harían que los usuarios se decanten por cualquier otro smartphone de la competencia. A continuación una imagen de las carácteristicas de los terminales.

Imagen sacada de Xataka

Viendo el precio y las especificaciones es muy probable que no sea una opción para la inmensa mayoría de compradores, y Google quiere que esto se mantenga así. La gran G admitió que los Pixel son su laboratorio de pruebas. Para el usuario medio no le supondría ningún beneficio adquirir algún modelo de los Pixel 3. Están enfocados a verdaderos amantes de Android, a los desarrolladores y, curiosamente, a los que quieran la mejor cámara existente en un smartphone.

Por supuesto, habrá muchas ventajas en adquirir un Pixel. El rendimiento será excelente aunque cuente, por ejemplo, con menos RAM que otros móviles contra los que “compite” en precio. Hay que recordar que Google es el rey del software y no sabemos qué nos deparará en las próximas versiones de Android, ¿es un mensaje de Google de que no hace falta más RAM de la que ya tenemos? Por otra parte, si la cámara de los Pixel 3 ha mejorado respecto a la generación anterior será un duro golpe para los fabricantes, de nuevo (y más para Samsung con el recién presentado A9).
El caso es que Google no saca su mayor beneficio con sus smartphones, sino con sus servicios. Por eso puede permitirse ese notch, ese precio y esas especificaciones, no pretende ni busca competir en el mercado de smartphones, sino dar a aquellos usuarios específicos, las últimas versiones de Android con un rendimiento adecuado por su precio. En lo personal, si tuviera que apostar qué camino seguirá Google diría que se mantendrá en este, o por lo menos durante bastante tiempo.

-Pablo

Si te ha gustado el artículo puedes seguirnos haciendo click aquí.

Comentarios